Padecimientos

Revise los daños o alteraciones que pueden sufrir sus ojos y que requieren de una revisión médica especializada.

Cataratas

Son opacidades del cristalino (lente natural del ojo) asociadas a varios factores de riesgo, dentro de los cuales se encuentran los siguientes:

  • Edad avanzada.
  • Pacientes diabéticos o con presión alta.
  • Exposición prolongada a la luz solar.
  • Tabaquismo.
  • Obesidad.

El tratamiento para corregir las cataratas y mejorar la visión es quirúrgico, el cristalino opaco se reemplaza por un lente artificial. En la actualidad existen diferentes tipos de lentes intraoculares con los cuales puedes mejorar tu visión y continuar una vida de calidad.

Programa una consulta para conocer cuál es el mejor para ti.

Glaucoma

Enfermedad que afecta el nervio óptico de manera crónica y puede dejarte ciego de manera irreversible, no tiene cura, pero se puede disminuir su avance si se detecta a tiempo.

Los factores de riesgo son los siguientes:

  • Edad mayor de 40 años.
  • Antecedentes familiares de glaucoma.
  • Ascendencia africana o hispana.
  • Hipermetropía o Miopía.
  • Presión ocular elevada.
  • Golpes en el ojo.
  • Tener córneas delgadas.
  • Presión arterial baja.
  • Padecer migraña o diabetes.

Astigmatismo

Es una imperfección en la curvatura de la córnea o en la estructura del cristalino (lente natural del ojo) causando una visión distorsionada.

Síndrome del ojo seco

Se caracteriza por molestias oculares a causa de la disminución de la producción de lágrimas o a una evaporación anormalmente rápida de la película lagrimal. Existe una prevalencia mayor en mujeres.

Síntomas:

  • Irritación desde leve a intensa.
  • Sensación de basura, quemazón, sequedad.
  • Molestia a la luz.
  • Visión borrosa.

Este padecimiento puede estar asociado con el uso de medicamentos tópicos (especialmente aquellos que se utilizan para el glaucoma).

Los síntomas empeoran al final del día, con el uso prolongado de los ojos o con la exposición a condiciones ambientales externas.

Se puede asociar también a trastornos inmunitarios como la artritis reumatoide, lupus eritematoso sistémico y síndrome de sjogren.

Chalazión

Es una inflamación de las glándulas que tenemos en el borde de los párpados, se desarrollan de manera espontánea como consecuencia de la obstrucción de una o más glándulas. Las lesiones se desarrollan lentamente. La lesión puede desaparecer en semanas o meses o también llegar a necesitar tratamiento quirúrgico.

Es muy importante estudiar lesiones que sean persistentes o recurrentes ante la sospecha de que sean malignas.

Conjuntivitis

Se caracteriza por enrojecimiento del ojo, secreción conjuntival, párpados pegados (empeora al levantarse), sensación de cuerpo extraño. Los síntomas generalmente duran menos de 4 semanas.

Existen distintos tipos:

Conjuntivitis vírica

Síntomas: comezón, sensación de cuerpo extraño, puede haber el antecedente de infección reciente de vías respiratorias altas o de contacto con una persona afectada. Suele empezar en un ojo y, unos días después, afecta también al otro ojo. Puede presentarse secreción acuosa, párpados enrojecidos, hemorragias en la parte externa del ojo.

Conjuntivitis alérgica.

Síntomas: comezón secreción acuosa y antecedente de alergia, párpados hinchados y enrojecidos.
Conjuntivitis bacteriana.
Síntomas: enrojecimiento del ojo, sensación de basura, secreción de color blanco amarillo de leve a moderada.

Conjuntivitis crónica.

Síntomas: Ojo rojo, secreción conjuntival, párpados pegajosos (empeora al levantarse por la mañana), sensación de cuerpo extraño, duración de más de 4 semanas).

Úlceras corneales infecciosas

Es una enfermedad amenazante para la visión. Algunos casos tienen una inflamación de inicio explosivo y rápidamente progresivo que, sin tratamiento, provoca la destrucción gradual de los tejidos con perforación corneal o extensión de la infección hacia los tejidos adyacentes.

Existen factores de riesgo que predisponen a estas enfermedades, los más frecuentes son los siguientes:

-Uso de lentes de contacto.
-Golpes.
-Medicamentos oculares contaminados.
-Alteración de los mecanismos de defensa.
-Alteraciones en la superficie de la córnea.

El factor de riesgo más frecuente es el uso de lentes de contacto, el cual aumenta significativamente (unas 15 veces) en pacientes que usan lentes de contacto toda la noche y se correlaciona con el número de días consecutivos que llevan sin quitárselos.

Síntomas: Dolor de inicio rápido, ojo rojo, molestia a la luz y baja visual.

Es de vital importancia acudir a una revisión inmediata ante los síntomas y factores de riesgo descritos anteriormente.

Diabetes mellitus y retinopatía diabética

La diabetes es la segunda causa de ceguera en países industrializados a causa de la retinopatía diabética. El riesgo de ceguera en los diabéticos es 25 veces superior al del resto de la población.

La retinopatía diabética puede presentarse en todos los tipos de diabetes. La duración de la diabetes y los niveles de azúcar en la sangre son los principales factores de riesgo para el desarrollo de la enfermedad ocular; por consecuencia, los altos niveles de azúcar en la sangre mantenidos durante varios años llevan a complicaciones oculares severas.

¿Cuáles son las causas de pérdida visual en los diabéticos?

  • El edema macular, es decir, la inflamación de la mácula que es nuestra área en la retina con mejor visión central.
  • La presencia de cataratas (opacidades del cristalino) que causan visión nublada o encandilamiento nocturno.
  • Las formas avanzadas de retinopatía diabética caracterizadas por hemorragias intraoculares, glaucoma (presión intraocular elevada) y desprendimientos de retina que pueden llevar a ceguera irreversible.

¿Qué se puede hacer para prevenir estas complicaciones?

Todo paciente diabético debe ser revisado al momento de su diagnóstico y de manera regular por un oftalmólogo para detectar a tiempo cualquier alteración en la retina y así ofrecer un manejo adecuado.

Mantener niveles de azúcar en adecuado control por parte de su médico internista es la clave para la prevención de futuras complicaciones oculares.

Su salud es primero.

Haga una cita

Miopía

Defecto refractivo que nos condiciona mala visión lejana, es decir, los rayos de luz convergen en un punto focal antes de la retina, lo que provoca una visión borrosa, sobre todo ante objetos lejanos.

hipermetropía

Defecto refractivo que nos condiciona desde cansancio visual hasta mala visión, tanto lejana como cercana. Los rayos de luz convergen en un punto focal después de la retina.

Presbicia

También llamada vista cansada, inicia alrededor de los 40 años y se caracteriza por una mayor dificultad para enfocar objetos cercanos debido a que el cristalino (lente natural del ojo) pierde su flexibilidad.

Blefaritis

Inflamación que aparece en el borde del párpado, se puede encontrar una cantidad variable de costras, de naturaleza oleosa o grasa, en los párpados, pestañas, cejas y cuero cabelludo.

Síntomas:

  • Enrojecimiento crónico de los párpados.
  • Sensación de quemazón.
  • Sensación de cuerpo extraño.

Orzuelo

Se trata de nódulos inflamatorios o infecciosos que se desarrollan en el párpado. Son el resultado, con mayor frecuencia, de la infección secundaria de las glándulas sebáceas. Existen orzuelos externos e internos.

Síntomas:

  • Masas nodulares dolorosas, sensibles y rojas cerca del borde palpebral, se pueden romper produciendo un drenaje purulento.

Generalmente son auto limitadas, que mejoran espontáneamente durante una o dos semanas. En ocasiones, los orzuelos internos evolucionan a un chalazión que pueden llegar a necesitar tratamiento quirúrgico.

Pterigión

Conocido también como carnosidad, son pliegues de tejido fibrovascular que se presentan comúnmente en climas cálidos y secos, así como en personas con exposición prolongada a la luz solar.

Síntomas: Irritación, ojo rojo, en casos avanzados pueden causar baja visual e incluso pueden ser asintomáticos en etapas iniciales.

Profilaxis: Proteger los ojos del sol, polvo y viento (por ejemplo con gafas de sol o lentes aéreos graduados), así como lubricación adecuada.

Su extirpación quirúrgica está indicada en caso de que el Pterigión progrese hacia el eje visual, el paciente experimente una excesiva irritación o la lesión interfiera con llevar lentes de contacto.

Queratocono

Trastorno corneal en el cual la zona central o paracentral de la córnea sufre un adelgazamiento y protrusión progresivos, por lo que la córnea adopta la forma de un cono. Tiene un factor de riesgo hereditario y una asociación importante con el síndrome de Down. La causa de esta entidad es desconocida.

Se presenta en ambos ojos por lo regular, caracterizada por un astigmatismo alto e irregular.
La enfermedad tiende a progresar durante la adolescencia y la segunda o tercera década de la vida.

Se consideran factores de riesgo el frotamiento ocular y las conjuntivitis alérgicas.
Existen diferentes formas de tratamiento para el Queratocono como el uso de gafas correctoras, lentes de contacto duros, anillos intraestromales o transplante corneal.

Degeneración macular

Es una enfermedad que afecta a la retina (la parte posterior del ojo) y que produce pérdida gradual de la visión central.

Se caracteriza por presentarse en personas de edad avanzada asociado o no a los siguientes factores de riesgo:

  • Antecedentes familiares de degeneración macular.
  • Consumo de tabaco.
  • Obesidad.
  • Presión alta.
  • Colesterol elevado.

Existen 2 subtipos: la variedad seca y la húmeda, para lo que se manejan distintos tratamientos. Agenda tu cita para mayor información.