OBSTRUCCION DEL CONDUCTO NASOLAGRIMAL

10. 04. 2019

OBSTRUCCION DEL CONDUCTO NASOLAGRIMAL

Este tipo de obstrucción aparece en el 5% de los recién nacidos a término. La causa suele ser una membrana mucosa fina en el extremo inferior del conducto nasolagrimal.
Los síntomas aparecen al primer mes de edad en el 80-90% de los casos.

 MANIFESTACIONES CLINICAS

 Los casos más leves suelen debutar presentando lagrimeo y una secreción mucosa o mucopurulenta espesa que se acumula en los márgenes del párpado y en las pestañas.
Generalmente se afecta solo un ojo.

TRATAMIENTO MEDICO

 La medida más importante en la obstrucción es el masaje con los dedos del saco lagrimal. El masaje tiene dos propósitos: vacía el saco, reduciendo así la oportunidad de que crezcan las bacterias, y aplica una presión hidrostática a la obstrucción, lo que en ocasiones abre el conducto y alivia permanentemente el trastorno. Se instruye a uno de los padres para que puedan realizarlo.
La instalación de antibióticos puede eliminar la infección secundaria.

TRATAMIENTO QUIRURGICO

 La obstrucción congénita del CNL se resuelve espontáneamente con tratamiento conservador en la mayoría de los casos, sin embargo, aproximadamente el 30% requiere manejo quirúrgico que puede ser desde el sondaje de la vía lagrimal hasta la colocación de un tubo de silicona por aproximadamente 3-6 meses que nos ayude a permeabilizar el conducto y resolver el problema subyacente.

Consulta a tu oftalmólogo certificado para resolver todas tus dudas y entender cuál sería el manejo más conveniente para el paciente.

Revísate por lo menos una vez al año.

 

 

 

 

 

Dra. Cassandra Robles

Médico oftalmólogo certificada por el Consejo Mexicano de Oftalmologia, A. C. en 2015. Con título en Adiestramiento en Segmento Anterior, especialidad que adiestra en el manejo de las técnicas quirúrgicas más actuales para el tratamiento de cataratas.

Categorías